Llevar las cenizas de nuestros seres queridos con nosotros